Mes: octubre 2015

SIGNIFICADO DE LA PALABRA “BUDÔ”

budo

Literalmente es el camino o vía marcial. El erudito y filósofo japonés del siglo XIX Aizawa Yasushi (1782-1863), diferenció Bugei de Budô de la siguiente manera: “Las artes de la espada, la lanza, el arco y montar a caballo son Bugei o Bujutsu; conocimientos de etiqueta y honor, para preservar el camino del caballero, luchar por la moderación, y así convertirse en baluarte del estado, es Budô”.

Y es muy simple, el Budô reúne las capacitaciones del Bujutsu con la caballerosidad del guerrero, la ética, el comportamiento, la filosofía del combate, de la vida y la muerte, todo este compendio se puede describir con sólo esta palabra. Aunque según dicen los historiadores este término se usaba en el período Edo (1603-1868), hoy día se usa para referirse a las artes marciales japonesas en modo genérico. Se llegó a popularizar en la era Taishô (1112-25), era que es considerada como un período de movimiento liberal conocido comúnmente en Japón como “Democracia Taishô”. El Budô no indica que arte es más efectivo, más vistoso o más comercial, eso no existe, no hay un arte mejor ni peor, eso siempre depende del estudiante, del empeño y dedicación del practicante, de estar bien consigo mismo. Lo importante es el buen aprendizaje, adquirir conocimientos, sabiduría. Este aprendizaje implica no sólo el buen funcionamiento de las técnicas, además engloba toda una tradición filosófica en la que pone el énfasis en el desarrollo interior.

El buen ejemplo del Bushidô es en este caso, el Camino del Guerrero que se forja de forma externa e interna. La filosofía del Budô en nuestros días es muy clara: Es un arte marcial que no tiene enemigo externo, sólo el enemigo interno, el “camino de la violencia debe ser evitado”.  La idea no es competir, sino encontrar el equilibrio y la habilidad en uno mismo; acrecentando la formación física y mental, para lograr la unión del cuerpo, la mente y el espíritu, estableciéndolo como la herramienta vital para ser mejor persona.

(Extracto del libro “Budô No Tane, Semillas de Budô” del Shihan Jordi Pagès)

Anuncios